Materiales para instalar un cercado metálico rígido

El cercado metálico rígido es el que se suele emplear sobre todo para proteger casas, jardines, piscinas, colegios, etc. Se caracteriza especialmente por su resistencia y por su estética, mucho más bonito que otros cercados metálicos Alicante.

Paneles, postes, bases, tornillos y abrazaderas

Si queremos instalar un cercado metálico rígido es necesario contar con una serie de materiales básicos y obligatorios.

Por un lado, debemos disponer de unos paneles rígidos. Para seleccionar los más adecuados, hay que tener en cuenta los que mejor se adaptan a nuestras necesidades. Este tipo de cercados metálicos cuentan con unos agujeros de diferente altura, anchura, grosor y diámetro.

Los postes de anclaje son otro de los materiales para instalar un cercado metálico rígido. Es recomendable comprar una unidad más que el número de paneles que vayamos a emplear. De esta forma, vamos a poder hacer el remate.

Es indispensable contar también con las bases para los postes. No obstante, se puede optar por enterrar los postes para no tener que adquirir las bases. Para sujetar bien las bases, tenemos que comprar unos cuantos tornillos. Una cantidad suficiente para poder estabilizar bien todas las bases.

Sí que resulta importante comprar las abrazaderas, al menos dos para cada poste. Aquí hay que tener en cuenta la altura del panel ya que, en función de esta, necesitaremos disponer de alguna abrazadera más para conseguir una mayor estabilidad y robustez del cercado.

Los materiales anteriores son los más básicos para instalar cercados metálicos. No obstante, dependiendo de la zona donde se vaya a situar es probable que tengamos que adquirir otros adicionales.